Derecho Tributario

Errores habituales en la Declaración de la Renta

14/05/2015
Errores habituales en la Declaración de la Renta

Como sabrás, todavía nos encontramos inmersos en la campaña de la Declaración de la Renta para el ejercicio 2014. Así que si todavía no te has encargado de ella, tienes tiempo para presentarla. En total, se estima que casi 20 millones de contribuyentes vayan a realizarla, lo que puede llegar a suponer devoluciones por parte de Hacienda que superarían los 10.000 millones de euros.

Pese a que con el paso de los años este trámite se está volviendo más sencillo (sobre todo para los no expertos), hay que recordar que es fundamental revisar el borrador con detenimiento una vez que lo solicitemos, ya que, en caso de fallos, errores u omisiones, seremos los contribuyentes los responsables últimos del mismo. Y, a veces, no son pocos los errores que nos podemos encontrar.

Uno de los más comunes es no comprobar que todas las circunstancias personales y familiares están actualizadas. De esta manera, si hubiéramos contraído matrimonio, si nos hubiéramos divorciado o si hubiéramos tenido algún hijo o hija durante 2014, deberemos comprobar que está reflejado en el borrador, ya que acarrea diferentes beneficios tributarios y otras ayudas fiscales dependiendo de la comunidad autónoma en la que tengamos fijada nuestra residencia.

Errores habituales en la Declaración de la RentaEn este mismo sentido, uno de los errores más habituales en la Declaración de la Renta tiene que ver con la llamada “deducción por maternidad”. Es muy común que este aspecto no esté incluido en el borrador para las madres trabajadoras y que podría llegar a suponer una rebaja de hasta 1.200 euros anuales. Además, existe la posibilidad de cobrar esta ayuda mes a menos para aquellas mujeres con hijos menores de tres años.

Si ya llevamos años presentando la Declaración de la Renta, nos habremos dado cuenta que la vivienda es otro de los puntos más importantes y, a la vez, críticos. No son pocos los dolores de cabeza que puede ocasionarnos. Además, tenemos una mala noticia: aquellas personas que adquirieran su casa después del 1 de enero de 2013 no tendrán derecho a la deducción por adquisición habitual. En cambio, los que sí lo hicieron, disfrutarán de un 15% de rebaja de los pagos anuales hasta un máximo de 9.040 euros.

Errores habituales en la Declaración de la RentaEn lo que respecta a la llamada “segunda vivienda”, aquellos declarantes que posean una, tendrán que hacerla constar de forma obligatoria en su declaración. De hecho, se deberá tributar un 1,1% de su valor catastral.

En cambio, los errores más habituales en la Declaración de la Renta en lo que se refiere al alquiler suelen concretarse en su no inclusión. Recuerda que es conveniente hacerlo, ya que si Hacienda descubre que tenemos una vivienda en arrendamiento, podemos llevarnos una desagradable sorpresa.

Para terminar, revisa también concienzudamente los planes de pensiones, ya que todos los ciudadanos tendrán derecho a restar de la base imponible las deducciones que hayan realizado a los mismos. A la hora de hacer la Declaración de la Renta, tendremos que comprobar si Hacienda los ha incluido en el borrador que nos ha facilitado, ya que ayudará a rebajar la factura fiscal de una forma sustancial.

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR